Irán, ¿es el nuevo “Corea del Norte”?


Por Natalia A. Bonilla Berríos

Estados Unidos enfrenta otra crisis de misiles pero ésta vez en el Medio Oriente. Con pruebas de corto y largo alcance, el régimen iraní tienta la paciencia de la comunidad internacional.

Después de que el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (ONU) revelara en el 2002 que la República Islámica creó una facilidad enriquecedora de uranio en Natanz, la tensión en la zona ha ido en aumento.

Para completar el panorama, el 25 de septiembre de 2009 el presidente Barack Obama delató la existencia de una planta nuclear “secreta” cerca de la ciudad santa de Qom.

“La decisión de Irán de construir otra facilidad nuclear sin notificar a la IAEA representa un directo desafío a los principios de no-proliferación”, aseguró Obama.

No obstante, el presidente iraní Mahmud Ahmadineyad persiste en que los propósitos de estas instalaciones son puramente pacíficos. Mas, de ser así ¿por qué ocultar la existencia de una segunda planta?

Tanto Obama como Nicolas Sarkozy, presidente de Francia, y Gordon Brown, primer ministro de Inglaterra, instaron a la Organización Internacional de Energía Atómica (IAEA, por sus siglas en inglés) a revisar la facilidad durante las próximas dos semanas.

Como era de esperarse, el repentino anuncio no agradó a Ahmadineyad y éste en su defensa, argumentó que el 21 de septiembre de 2009 le envió a la IAEA un documento informando sobre la construcción de la planta.

Tarde. Pudo haber aprovechado las 29 inspecciones inesperadas de la Organización a Natanz, en el presente año, para declararlo. De igual forma, pudo sacarle partida a la carta circular que emitió al organismo el 7 de septiembre de 2009 afirmando que su laboratorio operaba con menos del 5% de uranio-235 enriquecido. ¿Por qué aguardar hasta la Cumbre del G20 en Pittsburg?

Rápidamente, los iraníes estuvieron de acuerdo con la inspección de la planta por el director de la IAEA, Mohamed El Baradei, y de no hallar indicio alguno de fines militares, las seis grandes potencias aceptarán ayudar a Teherán a enriquecer hasta el 20% el uranio que necesita para su reactor de investigación.

Pero con el pasar de los días, más conclusiones e informes confirman la posible amenaza del proyecto iraní. Un análisis de The Economist arroja a la luz dos razones para ocultarle al Consejo la planta de Qom: tenerla de reserva en caso de que la de Natanz sea destruida por Estados Unidos o en última instancia, Israel; o que realmente la estén utilizando para fines militares.

Este remate posterior encontró su base en la publicación de un informe – todavía no oficial- de la agencia nuclear de la ONU, por parte del diario The New York Times. El mismo “describe un complejo programa dirigido por el Ministerio de Defensa de Irán” que comenzó en 2002 destinado “a la elaboración de una carga nuclear para integrarla en el sistema de misiles Shahab 3”.

Los Shahab 3 son misiles que pueden transportar ovillas atómicas con un alcance de 1,350 hasta 1,600 kilómetros, que podrían llegar a países del Medio Oriente e incluso de Europa.

Colgada queda la pregunta, ¿qué adelanto hizo Rusia? En la cumbre de L’Aquila, Italia, el 5 de julio de 2009, Obama acordó con el presidente ruso Dmitry Medvedev que éste se encargaría de disuadir a Ahmadineyad para que no continuara con sus planes nucleares. Ahora, Medvedev ha reiterado ante las declaraciones de Obama, Brown, y Sarkozy que serían “inevitables” las sanciones económicas y políticas contra Teherán de ser ciertas sus intenciones militares.

Mientras, el presidente de la República Popular China, Hu Jintao, se muestra renuente aún a tomar una decisión definitiva contra la nación que le provee vastos suministros de petróleo. Su poder de veto será relevante en las próximas discusiones del Consejo de Seguridad que rodará los dados en la mesa si Irán, como dice el informe no oficial, está listo para “diseñar y producir una bomba atómica”.

Fuentes:

Global Security on Shahab 3

Carta Circular de la República Islámica a la IAEA: 7 de septiembre de 2009

The Econimist: Accusing Iran

Statements: Sarkozy, Obama, Brown

Política de Asistencia de Estados Unidos a Teherán

IAEA: Carpeta del programa nuclear de Irán

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s