Marawi, nuevo foco del EI en Filipinas


marawi-city-welcome-lanao-del-surMás de 300.000 personas han huido de sus hogares por los combates contra afiliados al Estado Islámico (EI). Ante la destrucción, el polémico presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, pidió perdón a sus ciudadanos y prometió reconstruir la ciudad.  ¿Es acaso Marawi un nuevo frente del antiguo conflicto separatista islámico en el archipiélago?

Marawi es una localidad ubicada en el centro de la isla de Mindanao, la segunda más grande del archipiélago filipino después de Manila. Mindanao es un territorio con una gran mayoría musulmana y que por las últimas cuatro décadas ha sido escenario de un conflicto separatista islámico, cuyos choques han causado la muerte de al menos 100.000 personas.

Los recientes enfrentamientos en Marawi surgieron después de que las Fuerzas Armadas de Filipinas realizaran una operación para capturar a Isnilon Hapilon, uno de los líderes terroristas más buscados en la región. En respuesta, el grupo Maute -afiliado al EI- se alzó en armas el pasado 23 de mayo, ocupando la ciudad y prendiendo fuego varias instalaciones como la comisaría, un colegio, una cárcel y una iglesia y secuestrando a una decena de personas.

Ante el ataque, Duterte declaró la ley marcial en la isla, otorgándole fuerzas extraordinarias a las autoridades estatales por encima de las normas de ley. En la Constitución de 1987 de Filipinas, este recurso puede aplicarse por un período máximo de 60 días y Duterte indicó que, de seguir los enfrentamientos, estudiaría ampliar la ley a toda la nación.

La puesta en marcha de la ley marcial sume a Filipinas en una incógnita sobre si la historia se repetirá. Bajo la dictadura de Ferdinand Marcos, la ley marcial fue aplicada entre 1972 y 1981, un tiempo en que las autoridades cometieron graves abusos a los derechos humanos.

La Administración de Duterte ha sido denunciada por lo mismo por Amnestía Internacional, desde mucho antes de la ocupación de Marawi. Sin embargo, este martes defendió su decisión -que implicó ataques aéreos que hirieron y mataron a civiles- al explicar que “no tuve opción” y que está “muy apenado” por lo que ocurrió, dijo durante una visita a un centro de evacuación.

Tras casi cuatro semanas de enfrentamientos entre el ejército y el grupo armado ilegal Maute, brazo filipino aliado al EI, las cifras de muertos superan los 100 y la inseguridad afecta aún más a las decenas de miles de desplazados internos.

 

(Foto de portada tomada de PhilStar.com)

Escrito por

Soy periodista y productora de documentales sobre conflictos, paz y género. En mi blog Cosmopolita escribo apuntes de viajes y análisis sobre lo que ocurre en el mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s